Escapadas muy «British». Parte I.

31/10/2016

London sLondon skyline. Skyline de Londres.

El otoño y/o el invierno también pueden ser una buena época para viajar. Si conseguimos unos cuantos días, podemos tener la oportunidad de planificar una escapada estupenda y refrescar la sensación de vacaciones a pocas horas de vuelo. Hoy os proponemos: Londres y Edimburgo.

*Londres. La capital inglesa es majestuosa. Sus opciones de turismo son variadas y de calidad. Difícilmente alguien se puede aburrir aquí. La urbe más british de todas te espera con los brazos abiertos en cualquier época del año. No temas si el tiempo no acompaña, sus opciones de ocio son tan dispares y numerosas, que siempre tendrás alternativas que merezcan la pena.

El Winter Festival en SouthBank Centre es un plan interesante . Se trata de un festival que se celebra cada año a partir del mes de noviembre y hasta entrado el año nuevo. Este año comenzará el próximo 11 de noviembre y finalizará el 25 de enero. La oferta de este evento es tan amplia como dispar: conciertos al aire libre, mercadillos típicos navideños, coros vecinales, y un sinfín de actividades destinadas a familias con niños. Este año cuenta incluso con un musical, Million Dollar Quartet -del 17 de diciembre al 2 de enero- cuya banda sonora corre por cuenta de grandes leyendas estilo Elvis Presley.

El desfile del alcalde, formalmente conocido como The Lord Mayor’s Show, es otra buena opción. Este año se celebra el 12 de noviembre. Se trata de una antiquísima tradición que consiste en que el alcalde desfile durante 5 kilómetros para jurarle lealtad a la corona. Dicho desfile culmina con una impresionante sesión de fuegos artificiales.

Y siempre te quedarán los básicos de siempre… Hyde Park -a partir de noviembre aquí se pone en marcha el Winter Wonderland: espectáculos y atracciones con olor a Navidad-, el Soho, el British Museum, sus innumerables musicales, el Big Ben, Buckingham, Oxford Street, la City… ¿Seguimos? Mejor escápate y aprecia todo esto con tus propios ojos.

*Edimburgo. Escocia es un destino perfecto también en otoño e invierno. La lluvia, presente en cualquier época del año,  lejos de ser un impedimento para visitar la zona, es un añadido que incrementa ese encanto de novela de misterio que el país escocés siempre ha desprendido. Deambular por Edimburgo es punto y aparte. Sus calles, empedradas y misteriosas, su ambiente, acogedor y animado, sus castillos, imponentes y fotogénicos…, todo suma todo cuenta. Cruzar los límites de la ciudad para adentrarte en sus alrededores es otra fantástica opción. Las Tierras Altas  con su archi conocido Lago Ness apabullan con su belleza. Incluso por un instante te sentirás el protagonista de cualquier película ambientada en la zona. ¿Te hemos convencido? ¿Ya estás buscando vuelos? Si esto no basta, te contamos algunas cosas más:

La noche del Samhuinn es una noche muy especial por estos lares. Y es que para la cultura celta, el año finaliza la noche del 31 de octubre. En Edimburgo, la Beltane Fire Society, organiza un desfile nocturno cargado de magia y encanto. Las máscaras, las capas y las antorchas adquieren más portagonismo que nunca. Como apunte has de saber que es totalmente gratuito.

Visitar el Castillo de Edimburgo en noviembre es una estupenda idea. El motivo es la conmemoración de uno de los hechos históricos más importantes en Edimburgo: la Black Dinner o «Cena del toro negro». Si te acercas al Castillo en esta época te encontrarás con la recreación de aquel suceso y podrás vivir en primera persona aquella terrible cena.

Continuará… 🙂 .

Foto | J. A. Alcaideif (document.currentScript) {