Nos vamos al maratón de Tokio

06/02/2019

Cualquier aficionado al deporte sabe que el maratón de Tokio es una de las citas de resistencia más importantes del año, de esas fechas que se marcan en rojo en el calendario. Y es que no sólo hablamos de la carrera mejor organizada del planeta, también se erige orgullosa como una de las seis del World Marathon Majors (desde 2013), singularidad que comparte junto a otros grandes clásicos como Berlín, Chicago, Boston, Nueva York y Londres. Todos destinos Iberia, sí.

Si alguna vez has estado en el maratón de Tokio, seguro que te encantaría repetir; si no… ¿no crees que va siendo hora de que descubras la capital de Japón desde otro punto de vista? ¿Y coincidiendo con el primer hanami en todo el país? ¡Despegamos!

Empecemos por lo que nos ha traído hasta aquí: el maratón de Tokio celebrará su XIII edición el próximo domingo 3 de marzo y recorrerá algunos de los puntos más emblemáticos de la ciudad; una oportunidad única para disfrutar del contraste entre la tradición y la modernidad japonesa. Hablamos una prueba multitudinaria, un acontecimiento deportivo que cuenta con la presencia de corredores de todo el mundo y con una participación masiva de japoneses, grandes aficionados a este deporte. Serán alrededor de 40.000 los runners que participen en la carrera, aunque suelen ser keniatas (9 victorias entre hombres y mujeres) y etíopes (sólo una menos, 8) quienes alcanzan los mejores registros: en 2018, los ganadores fueron el keniata Dickson Chumba y la etíope Birhane Dibaba. Los sendos récords de la prueba se registraron en la edición de 2017, con tiempos de 2.03.58 en hombres y 2.19.47 en mujeres.

La maratón, la prueba reina, tiene una duración máxima de siete horas y es apta para todo tipo de público, tanto aficionados como profesionales. De cara al visitante se convierte en un recorrido por lo más granado de la capital nipona, una manera diferente de disfrutar de algunos de sus rincones emblemáticos; y es que discurre por destacados barrios como Iidabashi, Kanda, Asakusa, Ryogoku, Ginza o Takanawa, por nombrar sólo algunos. El punto de partida se ha establecido en el Tokyo Metropolitan Government Building (arriba), uno de los edificios emblemáticos de la ciudad con sus 202 metros de altura: ubicado en Shinjuku, un importante distrito financiero, cuenta con dos observadores panorámicos (uno por cada torre) con espectaculares vistas de 360º. Ah, y son de acceso gratuito.

No es menos cierto que alrededor del evento se organizan otras actividades que también despiertan un gran interés: de un lado, la conocida como 10km Race, con un recorrido de diez kilómetros que te permitirá cruzar barrios como Iidabashi, Kanda o Nihombashi y que podrás realizar en un tiempo máximo de 1.40 horas; de otro, el Tokyo Marathon Friendship Run, que se celebra el día antes de la gran carrera y donde los participantes tendrán la oportunidad de calentar motores, conocerse y llevarse de recuerdo una toalla diseñada especialmente para la ocasión.

Y más allá del plano meramente deportivo… ¿qué te parecería combinar la maratón de Tokio con el primer hanami japonés del año? Sí, hablamos de la primera exposición de cerezos en flor del país gracias al espectáculo Flower by NAKED 2019, una experiencia digital en la que las flores, el arte moderno y tradicional, la luz y el sonido serán los auténticos protagonistas. ¿Hanami en pleno invierno? En Tokio será posible. ¡A disfrutar se ha dicho!

Imágenes | ©TCVB; IPGGutenbergUKLtd.